Decoloración capilar y escala de fondos de decoloración

La decoloración capilar es un proceso químico que se utiliza para eliminar el pigmento natural del cabello, dejándolo más claro o blanco. Aunque es una técnica popular para conseguir un look de cabello rubio o platinado, puede tener efectos negativos en la salud del cabello.

La decoloración funciona mediante la eliminación de la melanina, el pigmento natural del cabello, de las fibras capilares. Para lograr esto, se utiliza una mezcla de polvo decolorante y peróxido de hidrógeno, que se aplica al cabello durante un período de tiempo determinado. Una vez que se completa el proceso, el cabello se lava, se matiza y se trata con un acondicionador o tratamiento hidratante para minimizar el daño.

La decoloración puede tener varios efectos en el cabello, algunos de los cuales pueden ser negativos. El proceso puede dejar el cabello seco, quebradizo y propenso a la rotura, especialmente si se realiza demasiado a menudo o si se utiliza una concentración de peróxido demasiado alta. También puede causar irritación en el cuero cabelludo y la piel, especialmente si se deja en contacto con ellos durante demasiado tiempo.

Cuanto mayor sea la concentración de peróxido, más rápido se aclarará el cabello, pero también puede causar más daño al cabello.

La concentración de peróxido comienza en 10 volúmenes, que es la concentración más baja y se utiliza para aclarar el cabello solo uno o dos tonos. La siguiente concentración es de 20 volúmenes, que se utiliza para aclarar el cabello de dos a tres tonos. La concentración de 30 volúmenes se utiliza para aclarar el cabello de tres a cuatro tonos, mientras que la concentración de 40 volúmenes se utiliza para aclarar el cabello de cuatro a cinco tonos.

Yo te aconsejo evitar esta última concentración (40 volúmenes), porque puede ocasionar lesiones muy graves en la estructura del cabello.

También hay concentraciones menores de peróxido que se utilizan para matizar y depositar pigmento de color sobre el cabello.

Es importante tener en cuenta que cuanto mayor sea la concentración de peróxido, más daño puede causar al cabello. Las concentraciones más altas también pueden ser más difíciles de controlar y pueden tener resultados no deseados.

Antes de decidir qué concentración de peróxido utilizar, es importante considerar el tipo y la condición del cabello y realizar la prueba de mecha. Si el cabello está dañado o seco, se debe utilizar una concentración más baja de peróxido para minimizar el daño adicional. También es importante seguir las instrucciones del fabricante y no dejar la mezcla decolorante en el cabello por más tiempo del recomendado.

En un proceso de mechas o de decoloración global, no se puede abandonar el trabajo, se debe estar muy pendiente y revisar la fibra capilar constantemente.

En resumen, es importante elegir la concentración adecuada para el tipo y la condición del cabello para minimizar el daño. También es importante seguir las instrucciones del fabricante y no dejar la mezcla decolorante en el cabello por más tiempo del recomendado.

Cuando aclaramos un cabello aparecen los fondos de decoloración y se identifica mediante la escala de fondos decolorados.

Escala de fondos de decoloración

Esta escala nos posiciona después de un proceso de decoloración capilar. El cabello se va aclarando y dependiendo del punto de partida podremos llegar a un fondo de aclaración.

Cuanto más oscuro sea el tono natural del cabello, más nos costará aclarar el cabello. Ya que en los cabellos oscuros tenemos que eliminar todos los pigmentos rojizos y naranjas que aparecen cuando aclaramos el cabello.

Hay cabellos que tienen la cutícula muy cerrada y en estos cabellos cuesta algo más decolorar el cabello.

Esta gama de colores va del rojo muy oscuro o granate al amarillo muy claro, siguiendo la gradación siguiente:

TONO NATURALFONDO DECOLORADO
10. PlatinoAmarillo muy claro
9. Rubio muy claroAmarillo claro
8. Rubio claroAmarillo
7. Rubio o rubio medioAmarillo / Naranja
6. Rubio oscuroNaranja
5. Castaño claroRojo / Naranja
4. Castaño o castaño medioRojo 
3. Castaño oscuroRojo / Violeta
2. Moreno o castaño muy oscuroRojo oscuro
1. NegroRojo muy oscuro

Esta escala la deberemos tener muy en cuenta cuando tras una decoloración tenemos que volver a aplicar color para matizar el fondo de decoloración.

Para neutralizar el fondo decolorado y a la vez conseguir el color y el reflejo deseado, deberemos tener presente:

  • El color de fondo que tendrá el cabello.
  • El color del colorante que vamos a aplicar.
  • El resultado que se obtendrá de la mezcla de estos dos tonos, por si es necesario neutralizarlo.

A pesar de los posibles efectos negativos, la decoloración capilar sigue siendo popular debido a su capacidad para producir un cambio drástico en la apariencia del cabello. Si se realiza correctamente y se cuida adecuadamente, puede ser una forma efectiva de lograr un look de cabello rubio o platinado.

En resumen, la decoloración capilar puede tener efectos tanto positivos como negativos en la salud del cabello. Aunque es popular para lograr un look de cabello rubio o platinado, es importante tener en cuenta los posibles efectos negativos y cuidar adecuadamente el cabello después del proceso. Si se realiza correctamente y se cuida adecuadamente, la decoloración capilar puede ser una forma efectiva de lograr un cambio drástico en la apariencia del cabello.

Te lo explico con más detalle en mi nuevo manual de mechas balayage. Puedes descargar el primer capítulo de forma gratuita. Solo necesitas proporcionar tu dirección de correo y recibirás el contenido automáticamente.

Deja un comentario